Charles Quint de Brouwerij Haacht

Emblemas Pilsener en Bélgica y conquistadores con sus Charles V 

La historia de Eugène De Ro es la del cervecero que se hizo famoso por su Pilsener en la tierra belga de la fermentación ale. Su intrusión en el mundo de la cerveza comenzó en 1989, cuando adquirió una granja lechera. Convertida en una de las mejores cervecerías belgas, en las últimas décadas ha respetado sus recetas originales en plena fase de modernización. Hoy esta casa es uno de los referentes de cerveza Pilsener en Bélgica sin perder de vista a clasicismo ale belga entre sus variedades.

La cerveza Charles Quint Red es una de las joyas de la cervecera belga Brouwerij Haacht. Esta cerveza...
-5%
Charles Quint Blonde - Carlos V Rubia 33 cl
La cerveza Charles Quint Blonde es una joya dorada en el mundo de la cerveza belga. Elaborada con...
Notas de Cata Vista: Color rojo oscuro con espuma cremosa y densa. Olfato: Aromas afrutados, ligeramente ahumados, rezumando un cierto...
-4%
Copa Charles Quint - Carlos V
Una buena copa para el Rey de copas Como no podía ser de otra manera la cerveza del...
€2,50 €2,50
€2,50 €2,38
€6,18 €6,18
€5,08 €4,89
Spinner


Historia de Haacht

De fabricar leche a cerveza. Vaya cambio. Nadie dice que un buen vaso de leche con galletas no esté bien… pero, que se quite de delante si hay una cerveza Carlos V de por medio. Haacht Brewery nace en lo que era una lechería. En 1898 el ingeniero Eugène De Ro apostó por la cebada frente a las vacas.

Fue uno de los primeros productores de Pilsener en Bélgica frente al fenómeno lager. Sus cervezas fueron tan exitosas que 'Haecht’s Dairy Company and Brewery' se convirtió en una de las mejores cervecerías belgas en 1913. Su éxito fue tal, que en 1929 dejó la producción de leche, hasta entonces paralela a la actividad cervecera, donde se centro Inicialmente en cuatro estilos: Bock, Export, Pils y Stout-Ale. En 1937 su producción alcanzó ya los 578.000 hectolitros/año.

En 1945, justo después de la Segunda Guerra Mundial, la cerveza, hasta entonces solo en barriles, pasó a ser embotellada. La primera planta de embotellado se estableció en 1950. Haacht se convirtió en la segunda productora de cerveza en Bélgica en 1953.

En los años 70, numerosas pequeñas adquisiciones llevaron sus cervezas por todo el país y el norte de Francia.

En 1990, comenzó a reemplazar completamente su aparato de producción. Hoy, Haacht Brewery es una cervecería de última generación convirtiéndose en la tercera cervecería Pilsener en el gran mercado belga.

Las. décadas recientes han sido de modernización y movimientos mercantiles. La cervecería adhirió a su imperio una veintena de pequeñas fábricas mientras descubría nuevas e interesantes recetas. Su apuesta fue siempre variada. Desde estilos belgas ale, hasta lager con reputación. 

Como reconocimientos, en 2014 la Tongerlo Blonde, una de sus cervezas de abadía, fue galardonada con el World Beer Awards, los Oscar de la birra. Actualmente, es la tercera fábrica de cerveza del país y exporta principalmente a Países Bajos y Francia.

Las cervezas de Haacht

  • Charles V Roja
  • Charles V Rubia
  • Adler (cerveza rubia)
  • Blonde
  • Coq Hardi (cerveza rubia)
  • Eupener (lager)
  • Gildenbier
  • Leeuw Pilsener 
  • Primus (lager)
  • Maltosa
  • Mystic
  • Ommegang 
  • Speciale 1900 (ámbar)
  • Star light 
  • SUPER 8 
  • Tongerlo (gama de cervezas de abadía)

¿La cerveza favorita de Carlos V?

De forma breve, ¿era esta su cerveza favorita? → no, ya que ni lo probó

La respuesta a esta pregunta, aunque con origen Belga nos podemos intuir la respuesta, la podemos encontrar en el escrito llamado “El Banquete de los Nobles Caballeros”, de Luis Lobera (médico en exclusiva del emperador). En este escrito se relata que para el emperador Carlos I de España era imprescindible que la cerveza estuviera elaborada a partir de trigo, cebada y avena, con un proceso de cocción muy alto, filtrada y añejada en barricas de madera.

Además, ya conocemos que la cerveza preferida del emperador era la Gouden Carolus. Cerveza que el propio emperador sí probó, y que se elabora por la fábrica Het Anker desde el siglo XV. Casualidad o intención de los creadores, estas Carlos V Rouge y Blonde (Roja y Rubia) tienen ciertas similitudes con la Carolus. Ambas son cervezas cremosas, tostadas y con tonos amargos. Son cervezas que acompañan perfectamente a los platos de carne que tanto le gustaban al emperador.

Las dos cervezas de Carlos V

Carlos V Roja - Charles Quint Red

En cuanto a los datos técnicos, la cerveza Carlos V Roja es de un color rojo oscuro intenso, con una graduación de 8,5%. Está elaborada con maltas tostadas y lúpulos aromáticos que le dan su sabor distintivo, con un tono final a regaliz único. Además, esta cerveza se somete a una fermentación secundaria en botella, lo que le da un mayor cuerpo y sabor. En escerveza la encontrarás en:

Para maridar, como recomendaría el mismo emperador Carlos, son perfectos los platos de carne, Especialmente asados, carnes rojas, guisos y platos con salsas fuertes. También va muy bien con quesos curados y postres de chocolate oscuro. En general, es una cerveza que se disfruta mejor lentamente, para saborear todos sus matices y apreciar su complejidad. A media tarde o en el café mejor que en la comida o en el vermut.

Carlos V Rubia - Charles Quint Blonde

La Carlos V Rubia es una cerveza rubia de alta fermentación con 8,5% grados. Tiene un cuerpo ligero y sabor fresco con notas afrutadas y cítricas, aunque los tonos redondos-dulzones de origen belga siempre están presentes. En escerveza la encontrarás en:

Para maridar con esta deliciosa cerveza, te recomendamos platos ligeros y frescos como ensaladas, mariscos y pescado. También es una buena opción para acompañar platos asiáticos y comida picante, ya que su sabor refrescante puede equilibrar los sabores fuertes y picantes.